Gift Cards y paquetes de tratamientos tendrán una validez de 3 meses desde la fecha de su compra, no pudiendo ser utilizadas posterior a este plazo
Dirección

Apoquindo 6792 ,Las Condes

Teléfono atención clientes

229 543 900

Teléfono Spa

229 542 994

email

info@balanceperfecto.cl

Ficha de Servicio

CRIOLIPOLISIS

Es un nuevo método no invasivo y ambulatorio  para reducir la grasa de forma suave y eficiente en determinadas zonas del cuerpo, produciendo una disminución de apariencia natural de la grasa en las zonas tratadas. Lo que diferencia a este procedimiento,  es el uso de una avanzada tecnología de enfriamiento que actúa de manera selectiva sobre el volumen de grasa y elimina las células grasas mediante un proceso paulatino que no daña los tejidos circundantes. Este procedimiento permite reducir la grasa abdominal no deseada, los michelines (pliegues) y la grasa de la espalda. 

Durante el procedimiento, se coloca el aplicador no invasivo sobre la superficie de la piel para administrar frío de manera precisa y controlada para eliminar las células grasas de zonas específicas del cuerpo. A medida que se exponen al enfriamiento, las células comienzan un proceso natural de eliminación celular. Las células grasas de la zona tratada se eliminan gradualmente a través de los procesos metabólicos normales del organismo, de forma similar a como se elimina la grasa de los alimentos. Como resultado, se produce una reducción del volumen de grasa que se aprecia en la mayoría de pacientes en un período de aproximadamente dos  meses.

Un procedimiento  puede reducir la capa de grasa entre un 20% y un 40%. Las pruebas científicas han comprobado una reducción media del 20%. Si el tratamiento del paciente requiere realizar un procedimiento adicional para eliminar los michelines o la grasa de la espalda, éste se llevará a cabo después de dos a cuatro meses, según  recomendación.  Puede lograrse una reducción adicional del 20%, que en total puede producir una disminución total del 40% de la grasa. La pérdida de grasa final puede ser mayor o menor, según el caso. Los pacientes pueden comenzar a ver los cambios tres semanas después del tratamiento y comprobarán los resultados más contundentes después de dos meses. Sin embargo, el cuerpo seguirá eliminando las células grasas por un período de hasta cuatro meses. El resultado es permanente siempre que el paciente mantenga su peso mediante dieta y ejercicio físico.